Reseña | Sueño en otro idioma (2017)

el

Sueño en Otro Idioma

Dir. Ernesto Contreras | México | 103 minutos

Sinopsis: Martin es un joven lingüista que llega al pueblo donde viven dos hombres mayores, Evaristo e Isauro, peleados desde hace décadas, para buscar su reconciliación y con ello intentar rescatar su lengua que está a punto de desaparecer. (FILMAFFINITY)

Desde que conocí la premisa de este filme un par de meses atrás, quedé francamente intrigado y fascinado; la idea de los últimos dos hombres poseedores del conocimiento de una lengua negados a conversar entre sí es sencillamente brillante.

Sueño en otro idioma -ganadora del premio del público en Sundance 2017- es una película magistral en todos los sentidos, no sólo mezcla temas de rabiosa actualidad como la migración con problemas eternos relacionados al conservadurismo social, sino que se vale de una combinación de géneros que van del realismo mágico hasta  chispazos muy finos de comedia.

Uno de los principales atractivos de este filme radica precisamente en los pequeños -o no- elementos fantásticos que generan una permanente atmósfera mística a lo largo del relato, que es un ingrediente fundamental en las diversas culturas indígenas mexicanas. Más allá de la preservación de las tradiciones regionales, Sueño en otro idioma se sostiene sobre una historia de amor accidentado tan interesante que por momentos deja de lado lo colectivo para centrarse en la historia de dos personas que intentan poner en orden su vida pasada y presente.

Haciendo a un costado lo maravilloso del argumento, esta película tiene mucho que agradecerle a sus dos protagonistas, Eligio Meléndez y José Manuel Poncelis, cuya prodigiosa colaboración llena la pantalla de momentos verdaderamente mágicos. Además del gran trabajo de Ernesto Contreras en la dirección, lo hecho a través de la lente de Tonatiuh Martínez no tiene otro adjetivo que no sea impecable, y es que es precisamente el factor estético el que nos adentra y nos aparta entre el mundo real y el de la fantasía.

Recomiendo el visionado de esta cinta en especial al espectador de cine mexicano que está harto de ver propuestas cortadas con la misma tijera, y es que siendo muy honestos estamos ante uno de esos filmes que lo hacen a uno pensar en la cantidad de historias que pueden contarse en nuestro país sin tener que recurrir a lo mismo de siempre, y sólo es cosa de voltear la mirada a esos sitios que no todos quieren ver, porque es precisamente ahí donde radican las historias mas entrañables. Sueño en otro idioma, las palabras sobran.

Por Jonathan Mata Richardson

(Ver clip)

9

Síguenos a través de Twitter @cineparrafos

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s