Reseña | When Marnie was there [El recuerdo de Marnie ] (2014)


when-marnie-was-there

Dir. Hiromasa Yonebayashi | Japón | 103 minutos

Titulo original: Omoide no Mânî

Sinopsis: Anna no tiene ningún amigo en el mundo, hasta que conoce a Marnie. Pero Marnie es una chica que no es todo lo que parece… (FILMAFFINITY)

Sin importar cómo nos haya tratado la vida, al crecer vamos perdiendo la capacidad de asombro y esa fe hacia las cosas intangibles, pero para nuestra fortuna el Studio Ghibli se ha encargado de que los cuentos de hadas se mantengan vigentes en nuestras almas.

When Marnie was there es un filme bellísimo que mezcla el drama con la fantasía, la vida con los sueños, y los recuerdos con las esperanzas. Aún cuando la historia que se narra no se llega a comparar con los grandes clásicos del estudio nipón, resulta un relato bastante efectivo específicamente para el público adulto, y es que la idea de que podamos encontrar una pieza faltante de nuestro pasado emocional para poder aliviar en cierto modo nuestro presente, es algo que muchos buscamos y nos resulta reconfortante experimentar la ilusión de que es posible recuperar lo que se creía perdido.

Nuestro personaje principal, Anna, le da a la cinta una atmósfera que al principio es muy poco indulgente con nosotros, vamos construyendo un lazo afectivo con ella que se va fortaleciendo conforme conocemos su historia, y aunque nunca termina por ser una película del todo complaciente con el público, al momento que conectamos por completo con ella, todo el sufrimiento, toda la angustia, toda la tristeza, alcanzan a cobrar cierto sentido gracias a ese vinculo emocional que se fue gestando a fuego lento.

En términos técnicos, When Marnie was there es una película que sobrepasa la perfección, la atención hasta al más mínimo detalle es absolutamente impresionante, lo que hace que el espectador se sienta realmente valorado y agradecido. Su música, que corre a cargo de Takatsugu Muramatsu, es un elemento tan importante como su excelsa animación, siendo pieza fundamental para la creación de espacios emocionales y para el diálogo entre la realidad y la fantasía.

Recomiendo enérgicamente el visionado de esta cinta animada, y es que más allá de formar parte del mítico repertorio del Studio Ghibli, es una pieza redonda que consigue tocar fibras sensibles en el espectador y nos deja con la sensación de ser la respuesta a una pregunta que a cada uno corresponde establecer. When Marnie was there, una joya total.

Por Jonathan Mata Richardson

(Ver trailer)

9

Síguenos a través de Twitter @cineparrafos

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s