Reseña | Kumiko, The Treasure Hunter (2014)


Kumiko-gran

Dir. David Zellner | Estados Unidos | 105 minutos

Sinopsis: Una solitaria mujer japonesa se convence de que un bolso con dinero enterrado en la película ‘Fargo’ es real. Dejando atrás su estructurada vida en Tokio por la congelada Minnesota, ella se embarca en una búsqueda impulsiva para encontrar la mítica fortuna perdida. (FILMAFFINITY)

La cosa funciona de este modo. No importa cuan absurdo sea el argumento de una película, si las acciones se desarrollan con sentido común y de forma coherente en pro del objetivo todo va a marchar de maravilla.

Kumiko, the treasure hunter es un film cuya sinopsis puede resultar de carcajada, parece la clase de historias que es imposible tomarse en serio, y quizá su magia consista precisamente en que en un principio la subestimamos, pero una vez que vemos el modo en que está estructurado este filme y la seriedad con que se desenvuelve una trama en la que pocos creerían, nos vamos sumergiendo en la mente de un personaje que nos obliga a tomar en serio su misión.

Dejando de lado el objetivo principal del personaje, esta película nos muestra que oriente y occidente son tan opuestos como los idénticos, nuestra protagonista no es capaz de generar una conexión con las personas de un lado ni del otro, pareciera que en todas partes existe esa incomprensión hacia el que piensa diferente, el soñador. Ambos mundos se desarrollan según su propio compás y ninguno tiene tiempo para detenerse a esperar al que necesita ir a otro ritmo.

El personaje de Kumiko, encarnado por Rinko Kikuchi, es uno de esos protagonistas agridulces, que no se vende fácilmente para complacer al público con una sonrisa. El factor que la pudiera hacer parecer como una figura plana y bidimensional es justamente lo que la convierte en uno de esos protagonistas entrañables, y es que es una mujer que no cambia sus objetivos por culpa de los obstáculos con los que se va encontrando en el camino, es una persona terca que va de frente sin importarle si topa con pared. Lo que es un ser humano de verdad.

Kumiko, the treasure hunter es una película que a pesar de no tener el perfil que se acomoda a todo tipo de gente, si cuenta con los argumentos para convertirse en una película de culto, es graciosa cuando debe serlo, emotiva cuando deber serlo, y dramática cuando lo merita. Estamos frente a una de esa cintas que adquieren la condición de lo que narran, existe una seguridad plena de que este es uno de esos filmes que serán subestimados y pasarán desapercibidos por una gran parte del público, pero como siempre el tiempo lo dirá todo.

Por Jonathan Mata Richardson

(Ver trailer)

9

Síguenos a través de Twitter @cineparrafos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s