Reseña | Big Eyes (2014)


big1

Dir. Tim Burton / Estados Unidos / 106 minutos

Hace bastantes años que esperaba una película de Tim Burton alejada de ese estilo tan característico lleno de saturación, contrastes, kilos y kilos de maquillaje, canciones ridículas y por supuesto sin Johnny Depp. Hoy que al fin ha sucedido tengo que admitir que la espera ha valido la pena.

Big Eyes narra la historia del matrimonio entre la pintora Margaret (Amy Adams) y Walter Keane (Christoph Waltz), famosos en los años 50 y 60 por sus pinturas sobre niños cuya particularidad era el gran tamaño de sus ojos. La historia de los Keane fue mayormente conocida debido a la disputa que se generó por la autoría de los cuadros en una época en la que la presencia femenina dentro del arte era prácticamente inexistente y de lo cual Walter Keane sacó provecho adjudicándose el trabajo que en realidad pertenencia a Margaret.

Para la grata sorpresa de muchos esta cinta muestra a un Tim Burton mas maduro, recatado e incluso mas efectivo, y no hablo precisamente de lograr una madurez al evadir su clásica temática infantiloide, la cual sin embargo plasma a través del personaje de Margaret, es mas un crecimiento como director por anteponer la historia a su propio modo de ilustrarla, es decir, Big eyes no es una película precisamente visual (si es que cabe el término), es una película de actores, interpretada por excelentes histriones. Aunque Christoph Waltz vuelve a encarnar a un personaje extrovertido, carismático y perverso, de esos que nos resultan encantadores en él, el mayor peso lo cargan los hombros de Amy Adams, que logra dar vida a una mujer frágil en apariencia que sabe tragar los bocados amargos sin chistar pero que termina por enderezarse y pelear por lo suyo en el momento que ha de hacerlo. No voy a mentir, esta película satisfizo mis expectativas y revivió mi admiración por un director que creía muerto, pero lo mas importante a mi parecer es que el propio Burton parece al fin entender que una película exitosa es mucho mas que lo ya citado en el primer párrafo y parece al fin salir de un agujero en que llevaba sumergido desde hace muchos años.

Por Jonathan Mata Richardson

8

Síguenos a través de Twitter @cineparrafos

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s