Reseña | Still Alice (2014)


alice

Dir. Richard Glatzer & Wash Westmoreland / Estados Unidos / 101 minutos

Si hablamos de enfermedades degenerativas el Alzheimer sin duda ocupa uno de los primeros puestos en lo que a agresividad refiere, y ver la historia de una madre que es consumida por esta bestial alteración no tendría que dejar absolutamente a nadie indiferente.

La cinta comienza cuando una madre de familia celebra su cumpleaños numero 50 rodeada de su marido, dos de sus tres hijos y su yerno. Alice (Julianne Moore) es una prestigiosa psicóloga cognitiva y profesora universitaria cuya vida comienza a tambalearse cuando nota fallos en su memoria que van mas allá de olvidar una palabra o un evento. Una vez que es evaluada y diagnosticada con la enfermedad de Alzheimer comienza una serie de ejercicios y preparativos ante el inminente deterioro de su salud, lo que sin duda también representa un mazazo directo para su núcleo familiar.

Comenzaré por hablar de lo que todo el mundo ya ha mencionado, y me refiero a la soberbia interpretación de Julianne Moore, quien sin duda nos entrega una de las mejores actuaciones de la etapa mas reciente de su carrera, y es que no solo se trata de interpretar la feroz caída del personaje sino que aborda desde el sentido común mas agudo la reacción primera y la aceptación de un ser humano ante semejante situación. El resto del cast integrado por Alec Baldwin, Kristen Stewart, Kate Bosworth, Hunter Parrish y Shane McRae son un complemento que arropa de manera perfecta al personaje principal, otorgándole el lucimiento necesario para hacernos entrar en su mundo. Si tuviera alguna queja sería que por momentos la historia se desarrolla de un modo muy acelerado, me hubiese gustado que se le diera mas tiempo a ciertos aspectos en lo que al deterioro mismo respecta, sin embargo aun con eso creo que aborda todos los aspectos necesarios para crear una tremenda identificación con el espectador. La nominación para Julianne Moore en la próxima temporada de premios está asegurada, no obstante como proyecto en general tengo mis reservas. Still Alice es una película dura de ver, no solo para las personas que han vivido de cerca este padecimiento, porque representa el desvanecimiento de lo que uno mas quiere y de lo que hemos logrado, es un himno al amor y a la vida que espero con toda honestidad no pase desapercibida.

Por Jonathan Mata Richardson

9

Síguenos a través de Twitter @cineparrafos

Anuncios

5 Comentarios Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s