Reseña | Annabelle (2014)


annabelle_t2_slide

Dir. John R. Leonetti / Estados Unidos / 99 minutos

Abriré este CinePárrafo recomendando enérgicamente que si usted ha de ver esta cinta lo haga en una sala de cine, preferentemente en un horario concurrido o con amigos y/o familiares, de otro modo me temo que la experiencia será tan pobre como la de cualquier mala película de terror. ¿Por que lo digo?, yo normalmente no asisto a ver esta clase de películas al cine, pero hoy tuve la buena suerte de tener a un trío de extraños gritando y sobresaltándose junto a mi, lo que particularmente encontré muy divertido puesto que las películas que involucran posesiones demoníacas me resultan por lo regular intrascendentes.

Annabelle cuenta la historia de John y Mia, una joven pareja que se encuentra a la espera de su primer bebé. Mientras charlaban sobre su futuro profesional, John le hace entrega de un regalo a su mujer, una muñeca que completaría su peculiar colección. Lamentablemente para ellos lo que representa una etapa única como padres primerizos se transforma en pesadilla cuando sus vecinos son asesinados por su propia hija y el novio de ella, quienes pertenecen a un culto satánico en busca de apoderarse de algún alma. Cuando John intenta auxiliar a los vecinos, los criminales irrumpen en su propio hogar, donde son abatidos por la policía. En el instante en que la hija de los vecinos es asesinada tiene sobre su regazo a la muñeca, que recibe algunas gotas de sangre en uno de los ojos (Chucky style). Lo que a continuación sucede es probablemente el elemento por default en las películas sobre demonios, suceden cosas en la casa, se mudan de ahí, el demonio los sigue y no saben que quiere, ni como deshacerse de él.

Los sobresaltos en esta cinta, que funge como precuela de El Conjuro, son realmente muy escasos, motivo por el cual insisto en la recomendación que hice en un principio. Annabelle es un producto de mera diversión, no se trata de buscarle cosas que no tiene, por lo que encontrar las condiciones que provoquen una mejor atmósfera para los sustos es fundamental.

Por Jonathan Mata Richardson

5

Síguenos a través de Twitter @cineparrafos

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s